viernes, 3 de febrero de 2017

Aceitunas Fragata Morón regresa a su pabellón ante el Aquimisa Laboratorios

El baloncesto regresa por fin al Pabellón Alameda tras varias semanas por los desplazamientos del equipo y el parón para la disputa de la Copa LEB Plata. Nada como el hogar para levantarse tras la derrota en la última jornada en casa de Agustinos Leclerc, en León, que puso fin a la racha de victorias que acumulaba el equipo y que le dio cierto margen de tranquilidad en la tabla para no llegar a estos momentos con «urgencias». Además, será el primero de dos partidos consecutivos en nuestra pista, con lo cual el equipo se ahorrará grandes desplazamientos, dando un descanso extra para los jugadores.
Y en esta primera cara A, Aceitunas Fragata Morón recibirá a Aquimisa Laboratorios Queso Zamora, actual colista de la competición. Pero es una situación tramposa, porque está empatado con los tres que tiene delante y a una sola victoria de escapar de la zona roja, gracias al triunfo cosechado en el último partido frente a Valladolid, por un amplio margen. Es por ello que los zamoranos saldrán a dar la última gota de sangre para tal fin, y eso hace que la etiqueta de «colista» se quede en eso: una etiqueta. No es algo raro que el, a priori, equipo menos favorito dé la sorpresa, así que los hombres de Rafa Rufián no pueden salir confiados.
Aunque la temporada no está saliendo demasiado bien, Zamora es un equipo que plantea muchos problemas a sus rivales cuando el juego pasa por las manos de los escoltas Christopher Hansen, máximo anotador del equipo con medias importantes (15,3 puntos por partido rozando un 45% de acierto para los 275 que lleva acumulados) y Lemar Forbes (16,5 puntos para el jugador), pero hay varios jugadores que aportan mucho en el plano ofensivo. No obstante, la balanza está algo desequilibrada, pues si bien es un equipo muy anotador (incluso acumula más puntos que Morón), a la hora de cerrar canasta, la cosa no va tan bien: son la peor defensa de la liga.
Por eso será interesante ver qué estilo se impondrá. Aceitunas Fragata Morón ha demostrado en varias ocasiones que es capaz de desactivar a los equipos «fogosos» y aprovechar esas defensas para anotar canastas rápidas a la contra, lo que sumado a la fluidez ofensiva de los últimos partidos puede ser un verdadero espectáculo. El problema que tendrá Rafa Rufián será la duda hasta última hora de Alo Marín, referencia ofensiva de Aceitunas Fragata Morón. Pero será una oportunidad ideal para espantar definitivamente esa alodependencia que ha ido quedando atrás. Zamora, por su parte, viaja con la plantilla al completo.
El encuentro será en el Pabellón Alameda a las 18:00 de la tarde. Será el primero de los 7 partidos que quedan en casa para la segunda vuelta de la liga regular. Por ello es importante #LlenarElAlameda.
Juan Luis Mármol